ARTICULO DESTACADO CONSEJOS

Aplicaciones que revelan la calidad de los alimentos y los productos que consumimos

Deulonder ha probado dos apps que orientan al consumidor a la hora de llenar nuestra cesta de la compra.

Ante los pasillos bien abastecidos de los supermercados, a menudo resulta complicado escoger el mejor producto. Nos dejamos seducir por una buena presentación, por una publicidad engañosa que nos vende productos como sanos cuando, en realidad, no lo son tanto. Nuevas y prácticas aplicaciones ofrecen información sobre la calidad de los alimentos y nos ayudan a descifrar su composición sin necesidad de ser químicos o expertos nutricionistas. En Deulonder, siempre atentos a las novedades referentes al mundo de la cocina en general, ha analizado los pros y contra de dos de las app más destacadas: Yuka, que se estableció en España el 2019 y se ha ido haciendo un hueco, y El CoCo-Come Sano, una joven empresa de Barcelona.

Yuka es un aplicación que ofrece una información detallada de la composición de los productos. Gracias a un simple escaneo, obtendremos una rápida calificación que va del 0 al 100: malo, mediocre, bueno y excelente. Para llegar a esta puntuación se valoran aspectos como los aditivos, las grasas saturadas, la sal, las proteínas, las fibras, las calorías o el azúcar. Con sólo una ojeada, el análisis permite distinguir si el producto en cuestión tiene demasiados azúcares o algún conservante de alto riesgo para la salud.

Para calificar los alimentos, se tienen en cuenta tres criterios: la calidad nutricional, siguiendo un método de cálculo que se basa en el Nutri Score, diseñado como parte del Programa Nutricional de Salud y Nutrición; los aditivos, clasificados en “riesgo alto”, “riesgo medio”, “riesgo limitado” y “riesgo verde” y, finalmente, la dimensión ecológica del producto.

En este sentido, se tienen en cuenta los productos considerados ecológicos y que llevan el distintivo ecológico europeo (Eurohoja), o tienen el sello orgánico USDA. A parte, se proponen “alternativas” más saludables al producto escaneado y se puede conservar el historial de búsquedas.

Las ventajas de esta aplicación, valorada con un 4’8 de 5 mediante 22 mil votaciones, es la claridad de la exposición. Con un método de semáforos -de rojo a verde-, rápidamente se puede ver si un producto es saludable o no. Propone alternativas e incluye también productos cosméticos como geles de baño y champús. Esta aplicación de origen francés, es un proyecto independiente que ya cuenta con 18 millones de usuarios.

De momento, Yuka cuenta con un millón de productos analizados: 700.000 productos alimentarios y 300.000 cosméticos. Sin embargo, no han analizado las bebidas alcohólicas como vinos y cervezas. Se puede bajar la aplicación gratuïtamente y también suscribir-se al Premium por 14’99 euros /año, una categoría que permite acceder a una barra de búsqueda, un modo sin conexión y un historial ilimitado.

El CoCo Come Sano es una aplicación gratuita que tiene por objetivo fomentar un consumo más consciente. Gracias a un simple sistema de escaneo, el consumidor puede acceder al análisis nutricional del contenido. Aquí la puntuación va del 1 al 10 y se avisa cuando un producto no es recomendado para niños, ya sea porque es ultraprocesado, porque es alto en calorías o bien porque tiene un nivel alto de azúcares. También señalan los ingredientes con un mayor impacto en el calentamiento global.

Para obtener la nota aplican tres filtros: el Nutrial Profile Modem, de la Organización Mundial de la Salud; el sistema NOVA desarrollado por científicos brasileños, y el tercero es el sistema de advertencias Chileno, que determina cuatro líneas rojas que marcan la peligrosidad de un producto. En esto insisten mucho los responsables, se trata de una valoración con base científica e independiente.

Detrás de El CoCo Come Sano hay un equipo establecido en Barcelona y cuenta con el asesoramiento de Juan Revenga, biólogo y dietetista-nutricionista. Una de las particularidades es que detecta los aditivos pero éstos no tienen un impacto en la nota final de los productos para no genera quimiofobia. Según los responsables, los aditivos per se no son un problema, si no los productos con un “perfil nutricional bajo”.

Con más de 15.000 productos en su base de datos, el concepto de esta empresa joven se basa en la economía colaborativa. Esto permite a los propios usuarios a aumentar la base de datos, subir la información de productos de alimentación que aún no estén catalogados y la app procederá a su calificación. El CoCo Come Sano tiene una nota de 4,6 de 5 mediante 1,3 mil valoraciones. Esta aplicación insiste en las calorías de los productos, de manera que resulta muy práctica para quienes hacen dieta. Sin embargo, la cantidad de productos de la base de datos es reducida respecto a otras aplicaciones.

Si te ha gustado, comparte!

Leave a Reply

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.